Cómo Cepillarse Los Dientes Con Brackets

Cómo Cepillarse Los Dientes Con Brackets

  • Autor de la entrada:
  • Publicación de la entrada:14 julio, 2020

Si quieres tener una sonrisa hermosa y decides optar por un tratamiento de ortodoncia con brackets, debes tomar en cuenta cómo cepillarse los dientes con brackets.

Te recomiendo que si no quieres tener percances en tu tratamiento de ortodoncia es importante que tengas una buena higiene bucal. Es preciso que sepas cómo cuidar tus brackets dentales y tus retenedores.

En esta entrada te explicaré todo lo que necesitas saber acerca de esta importante actividad como lo es el lavado de tus dientes con brackets.

Cómo tener la boca sana con brackets y retenedores

Si quieres conservar una boca sana y con dientes limpios mientras tenemos brackets dentales, es preciso poner en práctica una buena técnica de higiene oral. Si no tienes un buen cuidado dental, los alimentos y la placa bacteriana se acumularán alrededor de los brackets, entre estos y tus dientes.

La falta de higiene causa mal aliento y caries dental o manchas en tus dientes después de que te retiren los brackets dentales.

La ortodoncia puede ocasionar al principio del tratamiento leves molestias y dolores, que desaparecen cuando se produce la aceptación por parte de los tejidos de la boca.

La persona con brackets puede tener úlceras con más frecuencia. Pero se puede utilizar cera en la zona afectada para evitar que continúe la lesión. En caso de dolor, pueden utilizarse analgésicos por vía oral, indicados por su dentista.

¿Qué técnica de cepillado debes usar para conseguir una sonrisa hermosa?

Con estos sencillos pasos podrás cepillarte sin problemas aún con tu tratamiento de ortodoncia. Presta mucha atención:

  • Inicia enjuagando enérgicamente con agua tu boca, así eliminaras restos de comida.
  • Cepilla tus dientes después de cada comida, por lo que te aconsejo que lleves contigo siempre tu cepillo dental y tu pasta.
  • Sujeta el cepillo de manera inclinada. Debes sentir las cerdas del cepillo debajo del alambre. Cepilla cada diente por todos sus lados, asimismo por encima y por debajo del bracket y entre los brackets.
  • Recuerda cepillar la zona más importante, la que está en contacto entre la encía y el diente, pues es ahí donde más se aloja la placa bacteriana.
  • Adicional a ello, es recomendable utilizar un cepillo interdental y un buen enjuague bucal.
  • Otra técnica importante que garantizará una sonrisa hermosa y sana es cepillar tus dientes durante al menos 4 minutos, mientras más tiempo mejor. 

¿Qué es un cepillo interdental?

Es un cepillo que se usa para limpiar el espacio ubicado entre diente y diente. Se pueden conseguir de forma cilíndrica y alargada.

Aunque cumple la misma función que el hilo dental de quitar la placa, sarro y restos de comida, cada uno tiene uno tiene una indicación específica.

El hilo dental se recomienda para eliminar la placa cuando los dientes están muy unidos. Ahora bien, cuando hay diastemas (los dientes están tan separados que no se tocan) la seda dental no elimina la placa dental. En estos casos se recomienda el cepillo interdental, ya que, es más grueso.

¿Cómo cepillarte con un cepillo interdental correctamente?

  • Debes pasar el cepillo de forma horizontal entre los dientes.
  • Debes introducir el cepillo suavemente. Si tienes que forzarlo para que entre, estás usando uno muy grueso y en ese caso puede dañarte el esmalte o la encía. 
  • No debes girar el cepillo interdental. Una vez lo ubiques en el espacio interdental debes moverlo de adelante hacia atrás suavemente.
  • En los dientes superiores el cepillo debe moverse de arriba hacia abajo.
  • En los dientes inferiores debes mover el cepillo de abajo hacia arriba.
  • No debes agregar pasta dental en este tipo de cepillos a menos que sea recomendado por tu dentista.

Beneficios de usar un cepillo interdental

Es de suma importancia para realizar una limpieza dental óptima. Aparte de eliminar la placa que se queda entre los dientes, favorece a mantener las encías sanas, toda vez, que puedes limpiar el surco gingival.

En razón de ello, es muy útil para prevenir y tratar la gingivitis y periodontitis.

Razón por la cual, el cepillo interdental es de carácter obligatorio para personas con brackets. También lo es para personas con implantes dentales, puentes o enfermedad periodontal. Todo esto debido a que el cepillo interdental permite llegar a zonas donde un cepillo normal no lo hace.

Vale decir que los movimientos deben ser delicados ya que pueden causar sensibilidad dental.

¿Cómo debe ser un buen cepillo interdental?

En la actualidad, existen infinidades de modelos, cada uno con ventajas y desventajas. Por ello, te recomiendo tomar en cuenta estas características a la hora de comprar tu cepillo interdental:

  • Diseño ergonómico que te permita sujetarlo correctamente.
  • Cabezal pequeño y cómodo que permita llegar a todas las partes de la boca.
  • Cerdas suaves y flexibles que no lastimen la encía y el esmalte, pero lo suficientemente resistentes para eliminar la placa.

¿Cada cuánto tiempo debo usar el cepillo interdental?

Mínimo una vez al día, al lavarte los dientes, y antes de ir a dormir. Es necesario que mantengas el uso de tu cepillo siempre que uses tu tratamiento de brackets. Puedes sustituirlo por uno nuevo cada 3 meses.

¿Qué debes evitar?

Para mantener una buena salud bucal mediante el cepillado con brackets es necesario seguir otras recomendaciones esenciales. Enseguida te muestro todo lo que debes evitar:

  • Comer goma de mascar azucarada, caramelos masticables y cualquier otro alimento pegajoso o que se adhiera a los brackets.
  • Introducir en la boca objetos o alimentos duros que causen algún tipo de presión, por ejemplo, lápices o tapas.
  • Tocarse los brackets con los dedos.
  • Si los brackets son removibles no se debe envolver en servilletas porque se pueden perder con facilidad. Es recomendable dejarlos siempre en su estuche.

Recuerda que cepillarse los dientes cuando se tiene brackets con constancia y buena técnica es crucial para tener una sonrisa hermosa y unos dientes sanos. Una mala higiene puede retardar o incluso complicar el tratamiento de ortodoncia.